Juan Carlos Filgueira, Director de Desarrollo de Negocio Internacional de Altertec Renovables, es el protagonista de la entrevista del mes de nuestra newsletter.

Licenciado en Derecho por la Universidad de La Coruña, Juan Carlos Filgueira, es el actual Director de Desarrollo de Negocio Internacional de Altertec Renovables. Con casi dos décadas de experiencia en el sector eólico, Filgueira ha sido Jefe y Director de Proyectos, y también Responsable del Departamento de Servicios Globales. Juan Carlos Filgueira explica que el sector eólico ha experimentado grandes cambios desde sus inicios, quizás, detalla, los más significativos han sido en materia de seguridad con la implantación del certificado GWO, o en la filosofía de trabajo. “Hemos mejorado la planificación, el seguimiento y los eventos de parque”, describe Filgueira, quien apunta a la tecnología como una herramienta clave para la evolución en los procesos de trabajo. “No hace mucho tiempo aún cubríamos informes de papel y revelábamos fotos para la documentación”, recuerda, “la tecnología ha mejorado y de la mano de ella también el trabajo y la manera de entenderlo”, concluye. 

1. La crisis provocada por el COVID-19 está actuando como propulsor para acelerar la transición energética. Parece que existe una percepción global de que la salida debe ser verde. ¿Cómo afronta este momento Altertec Renovables?

Aunque las graves consecuencias económicas generadas por la pandemia han motivado que sea necesaria una recuperación y que los gobiernos a nivel mundial estén apostando por esta fórmula para consolidar la salida de la crisis; lo cierto es que la implantación de energías de origen renovable y el desplazamiento de la generación de energía a partir de materias primas fósiles, están motivados por el cambio climático y no por la pandemia y sus efectos; el imperativo lo fija el planeta y la necesidad de reducir el calentamiento global.

2. Es incuestionable que las tecnologías renovables crearán empleo y que pueden ser la llave para la ansiada recuperación. La Agencia Internacional de la Energía (Irena) estima que las renovables podrán cuadriplicar los empleos al llegar a los 42 millones en 2050. Aquí en España, también ¿puede ser una respuesta para un problema endémico que sufre el medio rural, la despoblación y la falta de oportunidades?

Sí, por supuesto. Las energías renovables pueden ser un motor para la generación de empleo y riqueza, sobre todo en el medio rural. Esta es una máxima que se escucha habitualmente y así se recoge en el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) 2021-2030 y en el RDL 23/2020 de del 23 de Julio; pero en Altertec Renovables no sólo es una declaración de intenciones, creemos firmemente en ello; es nuestra esencia. Es imperativo apostar por los recursos de proximidad, por lo local, por las poblaciones cercanas a los proyectos pues, ya no solo es una cuestión de despoblación (la despoblación y su recuperación dependen mucho de la idiosincrasia de cada región respecto de las fórmulas a aplicar y que puedan dar resultado), sino que es una ventaja disponer de mano de obra cualificada próxima a los parques de los clientes.

En Altertec Renovables apostamos por el talento local y especializado, en los últimos meses se han incorporado más de 50 personas a nuestra plantilla, estancarnos no es una opción. Aportamos por retener el talento del que disponemos, y por supuesto, atraer más. La mejor fuente de reclutamiento, y en el mundo rural especialmente, son los propios empleados de Altertec, son nuestros mejores embajadores.

Las personas hacen suyos los proyectos porque forman parte de su forma de vida. Como ejemplo, con esta filosofía Altertec ha implantado su filial en Egipto, donde el 100% de los empleados son egipcios. Apostamos por su integración desde la formación, dándoles las herramientas necesarias para crecer y ser referente en la región. Parece, pues, que la formación es una necesidad que ha de escribirse con mayúsculas. Hará falta mucha mano de obra cualificada para absorber la demanda del sector en los años venideros y Altertec Renovables, con ánimo de seguir proporcionando un servicio de calidad a sus clientes, abrirá su nuevo centro de formación en las instalaciones que tiene en Zaragoza.

3. Ha comentado su experiencia en Egipto. ¿Cómo se traslada una forma trabajar a otro continente?

En ocasiones nos obcecamos meramente en los objetivos y esto es un error. Hay que centrarse en las personas, su cultura y su forma de entender la vida. Esto nos permite definir la estrategia de implantación y asegurar una mejor y más rápida transferencia. Es por otro lado, un trabajo a todos los niveles de la empresa y sus departamentos, los que desde sus áreas de conocimiento pueden asegurar una mejor y más rápida implantación. El objetivo último es que las personas en los países de referencia adquieran un sentimiento de pertenencia a la empresa matriz.

4. ¿Cómo afronta el reto de la tecnología el negocio de operación y mantenimiento?

Creo que la tecnología es clave para la mejora de la eficiencia y eficacia en los procesos de trabajo. Altertec Renovables siempre ha sido consciente de su utilidad, y ha invertido en ella. Llevamos años apostando por la digitalización es procesos de gestión. Un ejemplo de ellos es ‘GPAR’, un software en el que los empleados hacen registro de su actividad y que además se puede compartir con clientes por medio de una ruta pública para que puedan disponer de primera mano de la información de sus parques. Otro ejemplo es ‘Epiontrack’ de ‘Altiur Formación’; una herramienta para la gestión de los equipos de protección individual y colectiva de todos los trabajadores. Altertec dispone, además, de una Oficina Técnica volcada en el desarrollo de soluciones técnicas a problemas de gran complejidad, generación de procedimientos de trabajo y evaluaciones de riesgo propios que permiten la ejecución de trabajos que de otro modo no podrían ser realizados.

5. La ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha presentado en el Congreso de los Diputados los reales decretos que regulan el nuevo régimen de subastas de energías renovables y el procedimiento, y los criterios generales de acceso y conexión a las redes de transporte y distribución eléctricas. ¿Aportará la seguridad jurídica demandada por el sector?

Sin duda la existencia de normativa para regular la transición energética confiere al sector mayor seguridad jurídica, supone la materialización a la hoja de ruta fijada por el PNIEC y proporciona seguridad a los inversores al contar con una mejor previsión. Considero que esta regulación marcará un antes y un después, y que España puede sacar un buen partido al apostar en una fase temprana por una recuperación verde.

Somos un país con buenos recursos, tanto eólicos como solares y eso supone también un atractivo en sí mismo para captar inversión y potenciar el autoconsumo y el consumo comunitario. Serán cruciales, así mismo, el desarrollo y la implantación de centros de acumulación de energía para asumir los picos de demanda en periodos de baja producción; la mejora de la interconexión y la gestión de la demanda. En este sentido, creo que la figura del agregador de la energía recogido en el PNIEC y evocado en el RDL 23/2020 del 23 de junio cobrará una gran relevancia en el mercado energético español. Habrá que ver la regulación específica que el gobierno hace de esta nueva figura.

6. La pregunta personal de perfil de protagonista para conocer sus preferencias: Libro preferido, serie, película y color.

Libros hay muchos que me gusten y de muy variada temática, pero sí he de decir uno en concreto, diría ‘El Alquimista’ de Paulo Coelho o ‘El Mundo de Sofía’ de Jostein Gaarder
Películas: ‘Los Puentes de Madison’ de Clint Eastwood
Serie: ‘Mentes criminales’
Color: el azul.

7. En nuestro día a día todos podemos aportar a la lucha contra el cambio climático. ¿Cuál es tu propuesta de medida concreta para que nuestros lectores puedan aplicar desde hoy en su rutina?

En la vertiginosa vida que llevamos es fácil despistarse de las acciones recomendables aun cuando conocemos el objetivo. Lo primero es pararse a pensar, planificar mejor las prioridades. Hay que priorizar desde lo que beneficia a todos. Así pues, caminar o ir en transporte público en lugar de en coche particular, reducir el consumo, reutilizar antes que reciclar y reciclar lo que no haya podido ser reutilizado, son sólo algunos de los muchos ejemplos con los que podemos contribuir a luchar contra el cambio climático.